• 13:27
  • lunes, 18 de octubre de 2021

Un desayuno completo que incluya azúcares ayuda a perder peso

La ingesta de dulce por las mañanas es recomendable puesto que el metabolismo esta más activo y quemará calorías a lo largo de todo el día

Un desayuno completo que incluya azúcares ayuda a perder peso

Un desayuno completo con algo de dulce contribuye a perder peso y a reducir la ansiedad a lo largo del día por ingerir este tipo de azúcares, según un estudio recogido en la publicación Steroids, realizado por investigadores de la Universidad de Tel Aviv (Israel).

En concreto, los investigadores observaron que las personas que ingerían un desayuno de 600 calorías que incluyese dulce, carbohidratos y proteínas, bajaban más de peso. Además, dedujeron que la ingesta de dulce por las mañanas era recomendable, puesto que existe una mayor actividad metabólica. De lo contrario, los investigadores advirtieron de que la persona podría sufrir una adición psicológica a este tipo de alimentos a lo largo del tiempo.

Para realizar el estudio, los investigadores observaron a 193 adultos que padecían obesidad pero no diabetes, que fueron divididos en dos grupos en los que los hombres consumían 1600 calorías diarias y las mujeres, 1.400. Sin embargo, en el primer grupo se consumió 300 calorías en el desayuno y menos carbohidratos y, en el segundo, 600 calorías y más carbohidratos.

En la primera mitad del estudio, los participantes de ambos grupos habían perdido una media de 15 kilos. Sin embargo, en la segunda mitad,  los que consumieron menos carbohidratos ganaron una media de 10 kilos y los del otro grupo perdieron cerca de 9. Después de 32 semanas, los que consumieron 600 calorías en el desayuno perdieron 18 kilos más que sus compañeros.

Asimismo, los participantes del grupo de la dieta de menos carbohidratos se sentían que no estaban del todo saciados y veían crecer sus ansias por ingerir azucares y carbohidratos, todo lo contrario que los del otro grupo.

Los investigadores quieren ahora realizar más estudios para comprobar si la hora en la que se come y la composición de la dieta están relacionados a la hora de perder peso o si, simplemente, es una cuestión del número de calorías ingeridas.

En general, el desayuno proporciona energía, ayuda al cerebro a funcionar y pone en marcha el metabolismo. Además, la ghrelina ,  hormona que estimula el cerebro provocando el aumento del apetito,  aumenta más en otras comidas que en el desayuno.